Rechaza IMSS que incorporación de 25 mil guatemaltecos desplace a mexicanos

Los trabajadores guatemaltecos serán atendidos en nuestro territorio, el IMSS no pretende construir instalaciones o atender a nadie fuera del territorio nacional,aclaró Zoé Robledo

El director del IMSS, Zoé Robledo, rechazó que la inclusión de 25 mil trabajadores guatemaltecos a este organismo, principalmente jornaleros agrícolas, represente un desplazamiento, afectación o merma para trabajadores mexicanos, ni para la estabilidad y funcionamiento del Seguro Social.

Dejo en claro que los trabajadores guatemaltecos serán atendidos en nuestro territorio, el IMSS no pretende construir instalaciones o atender a nadie fuera del territorio nacional, como se dijo en diferentes medios y redes sociales.

Aclaró que este esquema de afiliación ya existe desde hace muchos años, con la industria automotriz que opera en nuestro país, ya que trabajadores extranjeros, japoneses, alemanes y de otras nacionalidades están asegurados por sus patrones en el IMSS.

Por su parte, la presidenta del Senado, Olga Sánchez Cordero dijo no saber el sustento legal en el que se basa esta decisión, pero consideró que por “humanidad” no se le puede negar el derecho a la salud a ninguna persona.

Entrevistado en el senado, luego de participar en un foro de “maternidad acompañada”, Robledo explicó que había una distorsión que ya se subsana con esta medida para dar certeza jurídica y que sus empleadores puedan darles la seguridad social a la que tienen derecho.

El director del IMSS, insistió que la afiliación de estos centroamericanos tiene pleno sustento jurídico en la ley del IMSS y en los tratados firmados por México desde 1951, en el marco de la Conferencia Interamericana de Seguridad Social, además de que se respeta el marco tripartita, donde el patrón aportará la cuota respectiva, el trabajador la suya y el gobierno su parte social.

Recordó que la afiliación de extranjeros al IMSS “no es algo nuevo”, ocurre con trabajadores norteamericanos, canadienses, europeos y asiáticos, que trabajan, principalmente, en plantas automotrices alemanas y japonesas.

Precisó que en el Seguro Social hay 120 mil extranjeros afiliados en el modelo regular, que cubren las cuotas obrero-patronales establecidas en ley.

Aclaró que en el caso de estos 25 mil guatemaltecos había una distorsión, porque cada año entraban al país con una tarjeta de visitante trabajador regional, que emite el Instituto Nacional de Migración.

Estos trabajan, generalmente, en plantaciones de banana, de café y de palma de aceite, el problema era que, con esa tarjeta, aunque los patrones intentarán hacer su afiliación al IMSS no lo podían hacer, entonces se tuvo que adaptar la tarjeta, principalmente, entre otras, cosas para que tuvieran una CURP temporal.

Zoé Robledo insistió que estos trabajadores guatemaltecos cumplen con las cuotas obrero-patronales establecidas por la ley, es decir, la suma total del monto que se aporta por los trabajadores, patrones y la cuota social que aporta el gobierno de México.

“Es una disposición y quizás se ha confundido que es el IMSS dando servicios en Guatemala, no, eso no es así o, el IMSS atendiendo a quienes están en un proceso de migración, que tampoco es así. (…) Hay una parte que paga el empleador, una parte que la paga el trabajador y la cuota social regular”.

Durante su gira por Guatemala, el presidente Andrés Manuel López Obrador y su homólogo Alejandro Giammattei, acordaron que 25 mil guatemaltecos coticen en el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS).

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.