Mujer sobrevivió milagrosamente a secuestro y disparos en Morelos

Tras ser secuestrada y recibir 2 balazos en la cabeza, una mujer fue abandonada por sus agresores, sin embargo, sobrevivió al ataque.

Una mujer sobrevivió después de ser secuestrada y recibir dos disparos en la cabeza por un grupo de hombres, quienes la abandonaron atada de pies y manos, en Xochitepec, Morelos.

Alrededor de las 22:45 horas del martes, vecinos de la calle Cancún, de la colonia Aeropuerto, reportaron detonaciones de arma de fuego.

Hasta el sitio llegaron policías y paramédicos, quienes hallaron a una mujer tirada y maniatada, quien además presentaba heridas de bala en la cabeza.

Después de ser revisada por paramédicos, a la víctima le fueron hallados signos vitales.

Tras brindarle primeros auxilios, la mujer relató a la policía lo que había sucedido.

Según la mujer, que responde al nombre de Arely y tiene 32 años de edad, un grupo de hombres la subió a la fuerza a un automóvil.

Tras lograr meterla al vehículo, la amarraron. Después de circular por un momento, los sujetos bajaron a la mujer en el paraje de la colonia Aeropuerto y ahí le dieron dos disparos en la cabeza.

Tras darla por muerta, los agresores huyeron del sitio.

Para tratar sus heridas, Arely fue trasladada al Hospital Comunitario de Temixco, en donde quedó bajo supervisión médica.

Feminicidios a la alza en Morelos
Durante el pasado mes de marzo, se registraron cuatro feminicidios en diferentes municipios del estado de Morelos.

El primero de ellos fue denunciado durante la marcha del Día Internacional de la Mujer. Una mujer de 79 años de edad, quien se encontraba al interior de su negocio, fue atacada.

Poco después, en Jiutepec, el cuerpo de una mujer de entre 30 y 35 años fue hallado en la calle Naranjos, de la colonia Las Fuentes, con un impacto de bala en la cabeza.

En el municipio donde fue atacada Arely, el jueves 17 de marzo, los servicios de emergencia recibieron llamadas de auxilio ante el hallazgo de los restos de dos mujeres, quienes presentaban signos de violencia.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.