Temporal de lluvias se esperan en gran parte del país

CIUDAD DE MÉXICO

El fuerte aporte de humedad generado por una zona de baja presión con probabilidad para desarrollo ciclónico localizada sobre el Golfo de Tehuantepec y otra zona de inestabilidad en el Golfo de México, mantendrán el temporal de lluvias en el oriente, sur y sureste de la República Mexicana.

De acuerdo al Servicio Meteorológico Nacional (SMN), este sábado se pronostican lluvias puntuales torrenciales en Chiapas, Oaxaca, Tabasco y Veracruz; intensas en regiones de Guerrero y Puebla, y muy fuertes en Campeche y Yucatán.

Las precipitaciones podrían ser con descargas eléctricas, vientos fuertes, posible caída de granizo, oleaje de 2 a 3 metros de altura, además de probables trombas frente a las costas de Chiapas y Oaxaca.

Además de lluvias puntuales intensas en Colima y Michoacán; muy fuertes en Jalisco; fuertes en la Ciudad de México, Colima, Estado de México, Guanajuato, Hidalgo, Morelos, Nayarit, Querétaro, Quintana Roo, San Luis Potosí y Tlaxcala.

Intervalos de chubascos en Sinaloa y Tamaulipas, y lluvias aisladas en Chihuahua, Coahuila, Nuevo León y Zacatecas.

En la mayoría de los estados con pronóstico de lluvias también se esperan descargas eléctricas, así como posible caída de granizo en Chiapas, Ciudad de México, Colima, Estado de México, Guanajuato, Guerrero, Hidalgo, Jalisco, Michoacán, Nayarit, Oaxaca, Puebla, Querétaro, San Luis Potosí, Tabasco, Veracruz y Zacatecas.

El primer sistema de baja presión se ubica aproximadamente a 180 kilómetros al sur de Puerto Ángel, Oaxaca, con 40 por ciento de probabilidad para desarrollo a ciclón tropical en el pronóstico a 48 horas con vientos máximos sostenidos de 30 kilómetros por horas, rachas de 40 kilómetros por hora y se desplaza hacia el nor-noreste.

Asimismo, se mantiene la vigilancia sobre otra zona de baja presión en el Océano Pacífico, con 50 por ciento de probabilidad de desarrollo ciclónico en el pronóstico a 48 horas.

El fenómeno se localiza aproximadamente a mil 720 kilómetros al suroeste de Cabo San Lucas, Baja California Sur y se mueve lentamente hacia el oeste. Por su ubicación, no afecta al territorio nacional.

Por otra parte, en el Golfo de México, la mañana de este sábado se formó una zona de baja presión con 10 por ciento de probabilidad para desarrollo ciclónico en el pronóstico a cinco días, aproximadamente a 150 kilómetros al noreste del Puerto de Veracruz.

El sistema tiene vientos máximos sostenidos de 20 kilómetros por hora, rachas de 35 kilómetros por hora y se mueve de forma errática.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.