Mujeres encabezan el sector empresarial parralense

Representan el 64 por ciento de los agremiados a la Canacintra y destacan en los proyectos que emprenden

Mujeres toman el liderazgo de la industria en nuestra ciudad, ya que de los 78 agremiados el 64 por ciento de los socios pertenecientes a la Cámara de la Industria de la Transformación local (Canacintra), son socias que apoyaron para que esta Cámara se volviera delegación y no dependiera de otra.

En la misma hay mujeres que representan desde el sector de salud, belleza, además industria, comercio y hasta alimentos; es a través de las experiencias que tiene cada una de ellas que apoya a las demás para efectuar alianzas y estrategias para salir adelante en sus negocios.

Rosa Isela Rodríguez Anaya, titular de la Comisión de Mujeres Industriales de Canacintra, informó que ya son 78 socios los que están en esta Cámara; se trata de 50 mujeres.

Por lo cual, al ingresar este número de féminas se apoyó para llevar a cabo la delegación de Canacintra de manera independiente, ya que anteriormente eran parte de otra Cámara.

Añadió que la mujer participa actualmente de manera activa y entre los sectores que se manejan se encuentra el de salud, belleza, industria comercio y alimentos.

Además, lo que hace el corazón del grupo es el denominado trato hecho, en donde se realizan a la fecha reuniones virtuales debido a la pandemia.

La entrevistada explicó que en las reuniones las mujeres emprendedoras presentan sus negocios, servicios, promociones y se recomiendan mutuamente.

Aseveró que el corazón es como la red de negocios, aunque ha habido mujeres que entran y salen, ya hay quienes se han quedado ahí de manera definitiva y llevan varios años.

Para pertenecer al grupo hay que ser miembro de la Canacintra, estar laborando de manera formal, por lo cual es importante las capacitaciones, ya que existen empresarias que tienen hasta 20 años y otros que tienen dos años, pero todas pueden aportar sus experiencias para salir adelante.

Una de las cosas que destacó Rodríguez es que a lo mejor sus papás o esposos son dueños de negocios y ellas tomarán sus riendas más adelante o los apoyarán en determinado momento para estar al frente, por lo que también invitan a diferentes dependencias a la capacitación. Y ejemplifica que una compañera se fue a abrir una refaccionaria a otra ciudad.

Concluyó que es importante compartir las experiencias que se tienen, ya que esto les ayuda a crecer, subrayó Rodríguez.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.